Google+ Followers

sábado, 19 de octubre de 2013

Walking down the trail

Quería enseñaros unas fotos de un paseo precioso que hay a 5 minutos de mi casa. A veces voy a pasear, a correr o a sacar fotos durante mi clase de Periodismo (ya que está justo detrás del colegio.








'The show must go on'

El otro día tuve las audiciones para el musical de Grease. Para ser sincera, coger cogen a todo el mundo, la cuestión es que te den un personaje o te pongan bailando al fondo y cantando los coros. Os cuento un poco como es: llegas, cubres una hoja con tus datos (actividades que haces, papel que te gustaría, obras en las que participaste, edad...) y cuando te llaman entras. En la clase en cuestión (que viene a ser la clase de teatro) hay atrezzo, una cabina de sonido, un mini escenario... Y te esperan dos profesoras, una de ellas al piano. Lo primero que haces es cantar una canción de musical que hayas escogido (yo canté Hopelessly devoted to you). Luego te mandan cantar arpegios para ver tu rango vocal, y a partir de ahí te dicen que escena leer (según vean si tienes voz para cantar solos o no). Para eso llaman a tu compañer@. Y eso es todo. La verdad es que es bastante relajado. A mí me encantó, salí contentísima (no solo por los comentarios de las profesoras sino porque es divertidísimo) y estuve todo el día con una sensación maravillosa de estar en una nube. Creo que podría pasarme la vida haciendo audiciones jajaja. Ahora toca esperar los resultados... ¡Deseadme suerte!





Shopaholic

¡Holaaaaa! Bueno, esta entrada es más fotos que otra cosa. A algunos os dará igual, pero esto es el shopping que hice desde que llegué:




Zapatos, shorts y camiseta de Forever 21. Me declaro fan de Forever 21, y de esos zapatos.


Jersey de Bootleger


Abrigo de Walmart (no, no es una tienda de ropa, es como Alcampo, pero con ropa guay)






Camisa (regalo de mi cordinadora jeje), jersey, pantalones de tiro alto y pantalones de jogging de Blue Notes




Leggings en gris oscuro y gris claro de Ardene



Chaqueta (estoy enamorada de esta chaqueta, no os imagináis lo bien que queda, es larga y con la capucha...) de Maurice´s



Jersey del thrift store (la tienda de segunda mano vamos, y me costó solo 8$ ;) )


Infinity scarf de tienda desconocida (fue un regalo de mi host mum)

PD: Siento la horrible calidad de las fotos :S

domingo, 13 de octubre de 2013

¡Sorpresa!

Como ya os dije, hay algo del Student Council que no os conté.
...
...
...
¡Nos vamos a la OSCL! ¿Y qué es la OSCL? Pues es una concentración de consejos escolares de todo Ontario, en otras palabras, más de 2000 adolescentes efusivos juntos durante 3 días. Es en las cataratas del Niágara, así que tendremos la oportunidad de disfrutar de Cliffton Hill (la mini ciudad de ocio que podéis ver en mi post sobre el Niágara). Pero no os creáis que tendremos mucho tiempo, porque hay un horario súper entretenido. Speakers y seminarios variados, además de que la última noche (redoble de tambores) hay un semi formal dance (y sí, ya tengo mi vestido, pero eso es sorpresa). Según me han contado, los speakers son para todo el mundo, mientras que en los seminarios solo hay unas 100 personas. Y aunque suene aburrido, no lo es. Para que os hagáis una idea, uno de los seminarios es un hipnotizador, que según dicen funciona. Tendré que ir de voluntaria a probarlo jeje...

'Siempre hay una luz al final del túnel'

¡Muy buenas! Y hoy sí que son buenas la verdad. He tenido una semana que da gusto. Antes de nada, deciros que hoy es Acción de Gracias, por lo que mañana posiblemente no pueda ni respirar de tanto comer y tenga (como dicen ellos) un food baby.
Bueno, no sé por dónde empezar. El jueves (como ya os dije en otro post) fue el Ag. Day. Nos dividimos en grupos para organizar las distintas actividades, y a mí me tocó pumpkin ball. Os explico: un miembro de cada equipo está en el extremo contrario del campo sujetando una calabaza (vacía, obviamente) y los demás del equipo tienen que ir pasándose una pelota hasta llegar a la calabaza y encestar (ya sé que me explico fatal). El caso es que habíamos quedado para vaciar las calabazas, y allí solo estábamos mis dos calabazas y yo. Así que le pregunté a una profesora si sabía dónde estaban los demás. Nos fuimos a buscarlos por el instituto, a ver si estaban en algún entrenamiento y se habían olvidado, y justo nos encontramos con dos chicas del Student Council y me dicen que al final cambiaron de planes, y como no, nadie me dijo nada. Pero ahora viene lo bueno: una de ellas me dijo que no tenía nada que hacer después de entrenar y que podíamos ir a su casa a prepararlas. Tiene una casa preciosa, con un sótano que tiene mesa de billar, barra de bar y acceso a la piscina. Y luego bajas unos escalones y tiene como otro salón hundido (como en las pelis jeje). También tiene un piano, así que le pregunté si tocaba y me dijo que sí, que ya había acabado el conservatorio. E incluso me ofreció unirme a ella y a una amiga que canta para participar en la Coffee House (un evento en el que montan como una cafetería en el gimnasio y mientras la gente canta).
Por otro lado, me hice amiga de una chica que también está en el consejo escolar y el viernes fuimos a dar una vuelta y luego a su casa. Es pequeñita pero preciosa: es el típico bungalow de madera con una miniterraza de madera con una barbacoa y luego jardín. Su madre trabaja en el instituto y es un amor, hasta me ofreció prestarme libros de Nicholas Sparks. A partir de ahora voy a ir al gimnasio y a correr con ella todos los días. Y al final participo con ella en la Coffee House.
Creo que ya no queda nada más... ¡Ah sí! El jueves tengo la audición para Grease (en pareja con otra chica), ¡deseadme suerte! Intentaré subir hoy el post sorpresa sobre el Student Council. ¡Y fui a mi primer partido de hockey! Subiré los vídeos cuanto pueda. ¡Hasta el próximo post!

viernes, 4 de octubre de 2013

Student Council en marcha

Bueno, a pesar de mi otra entrada, también tengo alguna cosa interesante que contaros. Quería hablar del Consejo Escolar, que aquí es un poco distinto que ahí. Aquí no se dedican a defender alumnos frente a profesores, porque no hay ningún problema, de hecho, hay profesores que forman parte de este consejo. Al contrario, se dedican a organizar eventos.
Ahora mismo estamos organizando el Ag. Day. Y claro, os preguntaréis que es, como yo me lo preguntaba mientras hablaban de ello. Es el Agriculture Day, y se celebra porque aquí la mayoría de gente son granjeros. Entre otras cosas, hay que ir vestido de camuflaje, la gente lleva los tractores al colegio para un concurso (sí, en el momento que me lo dijeron me quedé con la boca abierta, literalmente, y se echaron a reír), hay juegos relacionados con el tema (organizados por el Consejo Escolar, aka nosotros) y un puesto de snacks otoñales. Suena divertido, ¿eh? Por aquí os dejo los posters preparé (ya empiezo a darle bien al Photoshop jeje).






Por otro lado, estamos ya organizando el baile de Halloween, y vamos a ir todos los miembros vestidos iguales: de gangsters de los años 20.
También estamos mirando que prendas de ropa pedir con el logo del instituto, el diseño y eso.
Sobra decir los motivos por los que me metí en el Consejo Escolar, pero lo voy a explicar más a fondo. Cuando estaba en el baile de Welcome To The Jungle, me junté con los demás extranjeros. ¿Y sabéis qué? Muchos miembros del Consejo se acercaron a estar con nosotros y me sentí genial. Son gente muy abierta que da lo mejor de sí para que los demás lo pasen bien, y es la clase de amigos que quiero tener, y no creo que sea muy difícil conseguirlo. Y esa es la razón por la que estoy ahí.
Queda un detalle sobre esto... Pero lo dejo para otra entrada porque lo merece, os va a encantar. ¡Os dejo con la intriga!

'No todo es oro lo que reluce'

Os diría que muy buenas, o que tengo algo interesante que contaros, pero no, esta entrada no es sobre lo 'guay' que es Canadá. Hoy me he derrumbado. No por nada en concreto, la verdad. Bueno, se podría decir que sí. En teoría, yo tenía canto, pero hoy había un fashion show en la iglesia a la que voy a clases (por raro que suene) y no tuve nada que hacer en toda la tarde. Y me vi sola. No sé, le empecé a dar vueltas. Necesito alguien con quien reírme, que me cuente cosas, contarle cosas... En realidad, tener cosas que contar. Porque siento que me he estancado. Que hasta aquí hemos llegado, y ya. No, no estoy marginada ni nada de eso. Pero me encantaría que me pidieran mi número para darle al texting, o ir a tomar un helado de pumpkin pie al Dairy Queen. Ser una más. Y a veces, muchas, pienso que eso va a pasar. Pero días como hoy me entra una ola de realismo, y lo veo como algo imposible, y a mí misma como una ingenua.